enero 25, 2011

En tu loco mambo


Y en tu loco mambo arrojarte
aventaba el aire a tu piel
sucumbiendo triste afonía
con el grito mudo de hiel.

Y una nube quiso besarte
al llorar amarga esa fiel
gran pasión por la sinfonía
que te trae recuerdos de él.

Y alienada sin cuenta darte
a mitad del viaje de miel  
en el medio justo moría
tu camino en vida sin riel.

© Orlando F. Menéndez

1 comentario:

  1. Ese loco mambo no roba vida... no. Es venenoso,¡mata!

    Querido Orlando en cada poema tuyo, hallo belleza y mensaje. Gracias por permitir leerte.

    Te abrazo con el corazón.

    ResponderEliminar