octubre 17, 2013

Grito


Y caminé en la noche
deprisa y sin parar hasta la playa.

Y llegué hasta la orilla por la arena
donde el mar se detenía suavemente
planchando las olas de un final.

Y miré en la lóbrega lejanía
al cielo inclemente y mar bravío
que en estridentes truenos y borrascas
fundió el tenebroso horizonte con mi grito:

 —¡¿Por qué…?! ¡¿Por qué…?!

© Orlando F. Menéndez

Aire


El vivir es respirar
y la belleza de ver
henchir el pecho, aspirar,
sentir la brisa en la piel.


© Orlando F. Menéndez

octubre 14, 2013

Un abrazo


Por sentir felicidad de corazón,
alegradas con sonrisa mis mejillas
y con brillo en los ojos mi semblante,
hoy envío un gran abrazo de amistad.

Orlando F. Menéndez


septiembre 11, 2013

Frío


Miércoles sombrío
pleno mediodía
lluvia que venía
y alma con un frío.

Orlando F. Menéndez

agosto 09, 2013

En la calle


La poesía es algo
que anda en la calle.
   
Entonces si salgo,
por donde me halle,

de todo me valgo
y escribo un detalle.

©  Orlando F. Menéndez
9 de agosto 2013 00:00 hs
Valiéndome de "la calle" escribí Yo rapeo y otro baila

agosto 08, 2013

CUANDO MIRÉ TU ALMA


Lila, me gusta la flor,
tu fragancia, el color,
y haber tenido tu amor.



Cuando miré tu alma entre pupilas
y te palpé en caricias sin excusa
al desprenderte loco por tu blusa
y respiré fragancia de las lilas.

Cuando miré tu alma entre pupilas
al susurrarme amores en mi oído
mientras sentí tu cuerpo con el mío
y respiré fragancia de las lilas.

Cuando miré tu alma entre pupilas
y respiré de lilas las fragancias
satisficiste amándome en mis ansias
cuando miré tu alma entre pupilas.

© Orlando F. Menéndez
21/09/2008  13:38

julio 11, 2013

Por falta de besos

(sonetillo de hexasílabos)

    El día apagado,
    la tarde maltrecha
    tan insatisfecha
    y yo acongojado.

       Me encuentro cansado;
       escribo esta endecha
       con lluvia en la fecha
       de jueves nublado.

      Silábicos versos
      de seis nada más
      sin tema y ya sé:

         por falta de besos
         soneto fugaz
         sorbiendo café.

© Orlando F. Menéndez

julio 09, 2013

Los 9 de Julio agotados

Casa de la Independencia en estado
 deplorable que se encontraba en 1868
Hoy levitan estas letras
cual palabras sobre el velo
gris capota de este cielo
con que sufre condición
el país con desazón
a punto de entrar en duelo.

Porque de arriba maldicen
con sus albures errados
los funcionarios cerrados
con sus obtusos caprichos
y los estúpidos dichos
que nos tienen agotados.

© Orlando F. Menéndez

Casa de la Independencia en la actualidad

julio 02, 2013

Expectante



Cual si sólo la aurora vida diera
a mi alma que anhela el qué será
pues curiosa imagina un qué vendrá
hoy inicio mi jornada mañanera.

Mientras Febo las nubes trasluciera
en mi plana extrañada escribirá
unas letras de verso que dirá
que está bueno el café que me sirviera.


                                            © Orlando F. Menéndez

abril 08, 2013

FINAL sin musas


No fue sólo ayer; introspección
hoy también me derramo en lágrimas
al alcanzar el comienzo del final
torpe e inclemente,
lento e implacable.


Por las mejillas se escurre mi alma

derretida, lánguida y débil.

Ya no hay musas en mi corazón

ni en aromas de mis aires con café
ni en sabores por mi boca.

¡Ay, ay...! ¡No...!

Ya no hay musas.

© Orlando F. Menéndez
8 de Abril de 2013

abril 07, 2013

Introspección



¿Cuánto tiempo hacía
que no soltabas lágrimas,
oh, querida alma mía?

Hoy afloró este sentir:
tú y yo, alma mía;
décadas de competir.

Aunque no lo logré
conseguí el gran éxito:
saber que lo intenté.

© Orlando F. Menéndez
7 de abril de 2013
 

marzo 12, 2013

No soy (sentir)


Hundirse en profundos resquicios de ser
fundido en oculto secreto extraer.
     
Acaso ignorada entidad que me inclina
ajeno al sentir: no soy determina.
© Orlando F. Menéndez
 

marzo 06, 2013

Tictac


Tan carentes de sentido, oratillas
y turbadas en tictac sus manecillas.

Perpetuo en el Sur muy conflictual
transcurre ese tiempo inexorable
trayecto del Sol inevitable
contrario al reloj en su ritual.

Tan carentes de sentido, oratillas
 y turbadas en tictac sus manecillas.

Que el mundo continúa su girar
y yo, desquiciado, sigo el vicio;
como puerta en su propio quicio
de hacer el no hacer en mi estancar.

Tan carentes de sentido, oratillas
y turbadas en tictac sus manecillas.
                                                                     © Orlando F. Menéndez
                                                             6 de marzo de 2013  18:26 (GMT-03:00)

A modo de glosario:
Dado que orate es la persona que ha perdido el juicio (demente, enajenado, alienado), oratilla es su diminutivo formado con el sufijo -illa. Por eso, si el estribillo fuera explícito, se entendería:
"Tan carentes de sentido, pequeñas dementes y turbadas en tictac, las agujas del reloj." 

10 de marzo de 2014,  Orlando F. Menéndez

febrero 12, 2013

Caía...


Caía, caía y caía
en vórtice negro mortal
y en grito furioso animal
con rabia insistente moría.

¡Ahora! —terciaban las voces
—¡Has muerto y suplicas gritando,
mas nunca te oirán ese llanto!—
la aguja marcaba las doce.

Me esfuerzo estirando mis brazos
apenas rozar verdadero
e intento suplirle asidero
de inútiles vidas y ocasos.

Y logro voltear los veloces;
empujo al revés de ese giro
y en mágico empeño y suspiro
impido las almas destroces.

© Orlando F. Menéndez 
21/09/2008  03:27 (GMT-03:00)

Verso banal

    

© Orlando F. Menéndez

enero 22, 2013

Inerte

La vida se desglosó de mi existencia...

Fue al notar que ya no estabas
cuando mi vida se desglosó,
pues quedó allí, tendida e inerte.

Pero el tiempo continuó fluyendo,
y pasaron horas, días, meses;
demasiados almanaques.

Yo he seguido transitando
pero mi existencia quedó allí;
detenida, tendida, inerte.

© Orlando F. Menéndez

enero 17, 2013

La rutina adonde estoy

–––––––––– Vane piensa:

El horario, el minutero,
esperar al colectivo,
y el tedio del recorrido,
que aunque los odio me esmero.

Ayer es igual a hoy,
hoy será igual a mañana;
¡y no me digan que es sana
la rutina adonde estoy!

Orlando F. Menéndez

enero 05, 2013

A TRAVÉS DEL CRISTALINO


¿Qué me importa si la lluvia
humedece este camino
plagado de desatino?

¿Qué me importa si este día
lo nocturno o matutino
a evitarlo yo no atino?

¿Qué me importa si sí importa
que esté agrisando mi sino
para mí tan anodino?

Sólo importa que mi vida
a través del cristalino
siga siendo azul marino.

© Orlando F. Menéndez